miércoles, 4 de agosto de 2010

"Un 0,14% de los jugadores logran un pase a Europa"

Tabárez habló en el programa En Perspectiva sobre el éxito que ha recorrido con la selección y opinó que en ese sentido el mayor logro fue “captar que la inserción del fútbol uruguayo es muy distinta a la de la época de las grandes conquistas, sobre todo de la primera mitad del siglo XX”.

Este fenómeno de la globalización que ha aumentado la relación de dependencia de los medios econonómicamente menos poderosos de las grandes ligas del fútbol ha ahondado esas diferencias: es un hecho de que no sólo siguen emigrando futbolistas, sino que lo hacen a edades cada vez más tempranas. Entonces, lo primero que pensamos respecto de esto: hay que buscar los medios para atenuar esta situación y para insertarnos con ciertas aspiraciones de protagonismo en el fútbol de elite y para ello hay que empezar con jugadores jóvenes, ya la generación espontánea no existe casi”, agregó.

A nivel de selección nacional lo que se hace es conjuntar los esfuerzos que se hacen en determinados clubes y tratar de definir perfiles de jugadores, seleccionarlos de acuerdo a eso y darles una formación integral. Eso lo venimos haciendo y lo especificamos en un proyecto que presentamos en el año 2006 y en base a ese proyecto nos hemos manejado. El concepto de formación integral es aquel que está dirigido a la persona que juega al fútbol y prepararlos para un futuro posible, el del sueño de ser un gran jugador profesional pero poco probable respecto a la cantidad de niños que juegan al fútbol en el Uruguay. Los datos estadísticos hablan de un 0,14% que pueden llegar a tener un pase a Europa que es lo que se considera como algo que puede cambiar la vida familiar y personal de un futbolista. Estos datos los manejamos con los futbolistas, les alentamos los sueños y tratamos de que lleguen a la excelencia pero sabiendo que no va a suceder con todos”.

En el fútbol los resultados son determinantes, sobre todo en el fútbol profesional el ‘resultadismo’ y el ‘exitismo’ que son versiones exageradas del resultado y el éxito conviven con el fútbol. Yo no hice nada diferente a lo que venía haciendo y sin embargo, tienen que haber influido el ganar o no perder algunos partidos que podría haber sucedido así”, señaló.

Espectador

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Soy celeste, soy celeste... celeste soy yo!! ♫ ♫ ♪