miércoles, 13 de octubre de 2010

Aunque usted no lo crea: los goles se hicieron sin Forlán

"¿Cuatro a cero? ¿Cuántos goles hizo Forlán?" Las preguntas se sucedieron correlativamente en todo el país. Y las respuestas fueron las mismas: "ninguno".

El regreso de Diego a la selección no fue el esperado. Al igual que en el Atlético de Madrid se lo vio agotado física y mentalmente.

Su rendimiento no es el mismo que en el Mundial, bajó mucho su juego y eso lo sintió todo el equipo.

Fue participativo, es cierto, tocó, buscó armar paredes, se mostró para recibir, pero no tuvo la explosión ni la velocidad de meses atrás.

El "10" de Uruguay está sintiendo el enorme trajín de la temporada. Sus partidos en Sudáfrica, la Liga con el Atlético y las competencias europeas, lo agotaron. En una palabra: se quedó sin pilas.

Y él es el primero en notarlo, de ahí, su malhumor cuando las cosas no le salen. Está contrariado, y se entiende.

Diego dejó la cancha cuando iban 19 minutos del segundo tiempo. Salió con la cabeza gacha, sabiendo que no había sido el regreso más esperado.

Uruguay siguió ofendiendo, atacando, continuó siendo protagonista y aparecieron los goles. Sí... aunque usted no lo crea: ¡sin el Botín de Oro de Europa en la cancha!

El primero cayó apenas cinco minutos después que Forlán abandonó el campo de juego. Era taco y golazo de Luis Suárez pero Feng Xiaoting lo metió en su propia valla.

Después de la apertura, empezaron a llegar los goles como por arte de magia.

A los 32 del complemento, un derechazo de Edinson Cavani se coló abajo, junto al caño derecho del arco chino.

Luego llegó el turno para el "Cebolla" Rodríguez. Iban 36 del segundo tiempo y otro derechazo terminó colándose abajo, pegó en el caño izquierdo y entró.

El cierre de la goleada estuvo a cargo de Sebastián Fernández, el delantero que rompió el maleficio y pudo anotar su primer tanto con la celeste. Fue a los 83 minutos de juego, a sólo siete del final.

Y sí... aunque usted no lo crea... Forlán no hizo ninguno.

Ovación digital

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Soy celeste, soy celeste... celeste soy yo!! ♫ ♫ ♪