miércoles, 16 de febrero de 2011

¡Bienvenidos!

Los vicecampeones Sudamericanos Sub-20 llegaron a nuestro país y festejaron en el entorno del mítico Estadio Centenario las clasificaciones al Mundial de la categoría (que se disputará en Colombia) y a los Juegos Olímpicos tras 84 años de ausencia.

¡Vayan pelando las chauchas…!, fue el grito que dominó la escena apenas el ómnibus celeste arribó al principal escenario deportivo de nuestro país. Los gurises de la Sub-20, enloquecidos, daban rienda suelta a su alegría. Algunos desde las ventanillas del bus y otros (como el capitán Diego Polenta) sobre el techo hacían flamear las banderas uruguayas, cantando sin cesar el típico "soy celeste".

Mientras tanto, familiares, amigos y los infaltables hinchas del fútbol veían erizar su piel, enrojecían sus rostros de emoción y derramaban más de una lágrima. ¡Claro! Los "gorriones celestes", los mismos que dejaron el alma en cada pelota, quienes nos devolvieron la alegría de estar nuevamente en una olimpíada, habían vuelto a casa. Y muchos podrán cuestionar: "¿Y de la final contra Brasil, nada?". La respuesta la brindó el propio presidente de la República, José Mujica, quien llegó a la celebración cuando ésta culminaba para resumir al respecto de aquel doloroso 0-6: "A pesar del tropezón que tuvieron, yo les quiero transmitir que se aprende más de las derrotas que de los triunfos. Porque los triunfos te llenan de berretines y en las derrotas mascás el fierro, sudás más y cinchás más. Por eso les digo: ¡arriba, muchachos!".

TABÁREZ, PRESENTE

Otra de las alegrías recibidas por el plantel que jugó en Perú fue la presencia de Tabárez quien los felicitó uno a uno, brindándoles unas breves pero trascendentes palabras. Luego, el maestro acompañó el acto desde un costado del escenario, atento y emocionado, pero sin interferir en lo que para él era "la fiesta de los chiquilines".

A su vez, el presidente de la AUF, Sebastián Bauzá, se mostraba evidentemente contento. Apenas tomó el micrófono, confesó: "Estos muchachos se merecen este reconocimiento. El fútbol uruguayo vive un gran momento porque en apenas seis meses ha logrado cosas muy importantes. Seguimos por el camino que nos ha marcado el maestro Tabárez. El de la planificación y el trabajo siempre con humildad".

CAPITÁN Y "PICO"

No solo fue figura durante el Sudamericano sino que ayer, durante la ceremonia, Diego Polenta volvió a demostrar por qué es el capitán y referente de esta selección. "Ha sido muy importante el apoyo del pueblo uruguayo en los momentos buenos pero también en los malos. Estamos muy orgullosos y felices por lo que logramos y no hay palabras para describir la emoción que sentimos desde lo más profundo del corazón. Me ha tocado ser capitán de la Sub-15, Sub-17 y ahora de la Sub-20 y realmente es un honor".

SE VE QUE LES TRAJIMOS SUERTE

Cuando la celebración estaba por culminar, llegó sorpresivamente el presidente José Mujica, quien, según él mismo bromeó, "se escapó" de los actos del Bicentenario para "simplemente simbolizar la alegría, el festejo y reconocimiento a estos botijas de la Nación entera, como corresponde. No sé si hicimos historia, pero por lo menos es historieta. Me han hecho emocionar estos muchachos".

Por su parte, la primera dama y senadora Lucía Topolansky, con una amplia sonrisa en todo momento, admitió a Ultimas Noticias que "estoy feliz porque hemos conseguido dos alegrías seguidas en muy poco tiempo con las selecciones nacionales. ¡Qué más querés! Estos chiquilines son el futuro y se ve que a la selección le trajimos suerte" (en referencia a que durante su mandato Uruguay fue cuarto en Sudáfrica y logró con la Sub-20 clasificar al Mundial de la categoría y a los Juegos Olímpicos).

Últimas Noticias

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Soy celeste, soy celeste... celeste soy yo!! ♫ ♫ ♪