sábado, 9 de abril de 2011

Bien igual

Uruguay fue neto dominador en el primer tiempo. Con un terreno de juego que dificultaba tocar por abajo debido a la gran cantidad de agua que cayó en Ecuador en las últimas horas, los celestes se las ingeniaron para complicar a su rival y generar opciones de gol.

Cuando a ras del piso no se puede llegar al arco adversario, una de las vías es el remate a distancia. Así lo entendió Guillermo Méndez, el mediapunta de Nacional que fue de menos a más en este Sudamericano y que hoy dejó temblando el horizontal con un potente disparo desde más de 30 metros.

Con Juan Cruz Mascia y Juan Manuel San Martín yendo a todas y buscando el error de la zaga ecuatoriana, Uruguay no tenía inconvenientes en defensa y controlaba el juego por las bandas con los volantes ayudando permanentemente a los laterales Alejandro Furia y Gianni Rodríguez.

Corrían 19 minutos y llegó la apertura del score, con un córner bien servido por Maximiliano Moreira y conectado a la perfección por San Martín. El delantero que le anotó a Argentina en la primera fase, cabeceó bombeado y al ángulo para el 1-0 con el que terminó una primera mitad de tinte celeste.

Sin embargo en el complemento cambió el trámite a partir de un error arbitral capitalizado por el seleccionado anfitrión. En una jugada aislada, el árbitro colombiano Héctor Parra pitó un penal inexistente de Gianni Rodríguez a Uchuari, y el delantero José Cevallos decretó el empate.

De allí en más, se jugó mayormente en campo uruguayo. Las subidas del lateral zurdo Cristian Ramírez eran una complicación constante, sumado al mejor estado físico de los ecuatorianos que se mostraron más enteros hasta el final en ese rubro.

Probó Fabián Coito con los ingresos de Elbio Álvarez, Maximiliano Poggi y Rodrigo Aguirre, pero ya no se generaron opciones de gol como en la primera mitad y las oportunidades más claras las tenía el dueño de casa.

Intentó arrimarse al arco rival Uruguay pero ya no hubo vuelta atrás. Incluso cuando estuvo cerca, el árbitro ayudó al anfitrión para que no se despidiera con derrota y terminó 1-1. Sin el título pero con el objetivo de la clasificación al Mundial en el bolsillo, terminaron exhaustos los jóvenes uruguayos que seguirán peleando en México por darle a la celeste su primera vuelta olímpica a nivel sub 17.

Montevideo Portal

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Soy celeste, soy celeste... celeste soy yo!! ♫ ♫ ♪